Páginas vistas en total

sábado, 13 de julio de 2013

Duodécima Estación. Descubriendo el aroma de la primera flor. Villa Lia, Buenos Aires, Argentina

La verdad, la verdad, si la música sonó no me dí cuenta, creo que hasta podría haber estado la banda trash Sepultura tocando al palo a los pies de la cama que ni me hubiera inmutado, y eso sirvió para que el sábado empezara pila pila, cafecito mirando la plaza mediante.
Los planes para el tercer día sufrieron una modificación absoluta y a eso se refiere uno con la idea de viaje en libertad, libertad para alterar el curso de la historia, para en la marcha cambiar rumbo poniendo en este caso proa hacia los pueblos rurales de San Antonio de Areco, recorrido que implicaba un viaje en sí, viaje dentro de viaje, sin ninguna planificación previa, tan solo con algunas vagas imágenes capturadas vía TV o Internet.
La primera imagen de Villa Lia está ligada a estos cómodos sillones ubicados a la entrada de la estación, cómodos si quien los utiliza es un esqueleto viviente. El pueblo cuenta con unos 1200 habitantes y surge de las tierras donadas por doña Trinidad Mercedes Lia Rodriguez y Muñoz casada con don Francisco de las Carreras, al heredar ésta extensiones de campo pertenecientes a la familia Castex.
El Ferrocarril Central Córdoba atravesó estas tierras allá por el 1893 buscando conectar Córdoba, Rosario y Buenos Aires con los tendidos ya realizados en el N.
El pueblo posee tan solo una calle asfaltada, el resto aún permanece con ese encanto que lo ancla en el tiempo, lo mismo ocurre con sus edificaciones, las cuales no han sufrido mucha sustitución encontrándose uno con viejos almacenes de ramos generales, casas de esquina, o ex comercios que ya han bajado los brazos, pero no han perdido ese encantador aire a esplendor.
La casa Bellavista se ubica frente a la estación, y corresponde a un antiguo casco de estancia restaurado que hoy ofrece alojamiento y actividades rurales. Construida por la firma Uztariz luego de adquirir en 1928 los bienes de la arriba mencionada señora Lia de las Carreras, funcionó como oficina de administración y en el 2002 fue locación durante el rodaje de la película Imaging Argentina, protagonizada por Antonio Banderas, Emma Thompson y Rubén Blades. http://www.youtube.com/watch?v=H66OyzElYfM
"Esta producción dirigida por ocupó durante varios días la casa , ambientada como el hotel en el que se alojaba Carlos Rueda, personaje interpretado por . Rueda es un director de teatro en 1976, cuando Argentina vivía el comienzo de la dictadura militar a cargo a Jorge Rafael Videla. Emma Thompson es su esposa, periodista detenida tras publicar un artículo sobre uno de los episodios más oscuros de la historia nacional. Rueda utilizará su imaginación para intentar dilucidar el paradero de su mujer desaparecida.
En el momento del rodaje, Bellavista no era el hotel que es hoy en día sino una casa habitada por médicos de la zona. Desde 2012 está siendo recuperada como posada y ya es posible alojarse en algunas de las habitaciones utilizadas antiguamente por la familia Ustariz". Extracto de una crónica de Eva López Álvarez para Teleaire.com.
Otro punto de interés lo captura la Plaza José Hernández con su arboleda y su escultura dedicada a la madre con esos rasgos tan particulares y ese blanco que resalta en las sombras.
La capilla San José fue erigida por el cerealero Mariano Uztariz en 1929 en honor a su hijo, sus líneas coloniales en congruencia con el casco de la estancia (casa Bellavista), son un distintivo que le otorga a la Villa Lia un encanto arquitectónico particular.

Verdaderamente se trata de un pueblo encantador, que bien vale una visita mas minuciosa o directamente fijarlo como destino para un fin de semana en paz, a escala humana, medida que vamos perdiendo mientras nuestras vidas transcurren en la alienópolis de todos los días.
Seguimos viaje rumbo a la segunda flor del pago, como suele denominarse a los pueblos rurales de los pagos de San Antonio de Areco, todavía sin saber cuanto tiempo libre me iba a quedar para recorrer la cuna de la tradición.

No hay comentarios:

Publicar un comentario